Kalika War Party

Kalika War Party

Eliminando la maldad social

Manifiesto

El Kalika War Party (Grupo de Guerra Kalika) es una fuerza de choque planetaria compuesta por hombres y mujeres voluntarios quienes se auto-seleccionan en 17 bandas. Un propósito común une a los guerreros del Grupo: golpear ofensivamente contra todas las variaciones del Sistema malvado y corrupto que obra contra la vida, la verdad, la libertad, la belleza, la cordura y el espíritu de ayuda mutua. Para ese fin, los guerreros Kalika están preparados para neutralizar o eliminar a los agentes clave que manejan el Sistema en los niveles ejecutivos, también a sus esbirros y colaboradores, cuando sea necesario. De esa manera, el KWP intenta derribar el Sistema y prevenir su recuperación, de una vez por todas.

Operaciones

Impulsados por rabia transpersonal y dirigidos por una cólera específica, los guerreros del Grupo, eligen sus batallas sabiamente y seleccionan sus objetivos con extremo cuidado. Son conscientes para distinguir el sufrimiento que justo ocurre en el curso de la vida—puedes romperte un brazo en una caída, puedes perder un animal querido—del sufrimiento inflingido deliberadamente para propósitos malvados, egoístas y destructivos. Aquellos que infligen sufrimiento, a menudo con impunidad y sin oposición efectiva, ahora se colocan ante las miradas del Grupo de Guerra Kalika, marcados para la eliminación. El tiempo de la mera exposición de la maldad social, expresar objeciones a los perpetradores, pedirles que paren, se ha acabado. El momento de devolver el golpe y acabar con los enemigos de la vida está aquí. Ahora mismo.

El KWP no busca justicia: ordena venganza y reparación. No solo meramente defiende la vida, busca el triunfo de la vida, la belleza, la inocencia, el amor, el placer, la genialidad. No se compromete o negocia con los perpetradores que infligen sufrimiento, violencia y muerte. No pide derechos, reclama responsabilidad para actuar en lo que es correcto. Por encima de todo, no perdona. Confiad en que los guerreros Kalika serán despiadados para eliminar aquellos que orquestan e implementan las agendas de la maldad social.

Las estrategias del Grupo cubren muchas y diversas áreas donde los psicópatas en posiciones de poder e influencia declaran la guerra contra la mente humana, todas las especies vivientes y la misma Tierra. Su plan de ataque (La formación Pájaro de Trueno) permite al Grupo desplegar “fuerzas especiales” a través de muchos frentes a la vez. De esa manera, los guerreros Kalika contra-atacan los enemigos de la vida a lo largo de aquellas verdaderas líneas de participación donde la humanidad constantemente viene siendo atacada. Devuelve el fuego hacia las posiciones exactas que amenazan una sana y humana manera de vivir sobre este planeta. Utiliza la contra-magia contra la superchería del control mental, fraude sistémico, mentiras de los medios de comunicación, engaño histórico, traición y programas basados en traumas.

Bienvenidos al Grupo: Este es el momento de empezar a vivir la leyenda de vuestra vida porque cuenta más allá de vuestra vida, por lo que os colocáis con los demás como un guerrero por la verdad y la libertad en este mundo.

Solución

¿Puede haber una solución simple a los problemas diversos y abrumadores en el mundo hoy en día? Obviamente, existen incontables soluciones particulares específicas a cada situación, pero también hay una solución que lo abarca todo que asegura el éxito de todas las otras: la definición y el desarrollo de una clase guerrera. ¿Cómo puede ser eso así? Debe ser así. Aquí tenemos como:

Una solución que pueda asegurar todas las otras es absolutamente necesaria porque el cambio para mejor en la sociedad humana no puede conseguirse meramente desde hacer el bien, fomentar la paz, la cooperación, la compasión, etc. Lejos de ello. El éxito en crear un mundo mejor depende fundamentalmente en eliminar aquellos que no permitirán que ocurra, un verdadero y positivo cambio, quienes impiden que pueda tomar su curso natural. Aquellos que arruinan o piratean los esfuerzos genuinos hacia un mundo mejor tienen que ser expuestos, oponerse a ellos y ser derrotados, utilizando la violencia cuando sea apropiado. Ni la oposición violenta ni la disidencia pacífica de por sí pueden resolver la actual crisis de la humanidad. La solución depende de una mezcla estable de las dos, violencia equilibrada con no-violencia.

La violencia tiene un mal nombre, debido a aquellos que la utilizan incorrectamente, egoístamente, inmoralmente—de hecho ¡insanamente! Los psicópatas y sádicos que la llevan a cabo sobre otros siempre insisten que la violencia no es una respuesta aceptable a sus ¡actos depredadores! Las religiones asisten ampliamente en este retorcido alegato por la no-violencia, porque las religiones han sido construidas por los perpetradores para favorecer su Sistema 3-D de división decepción (engaño) y dominación. El KWP añade a la solución pacífica su propia medida de violencia, dosificada homeopáticamente. Esta estrategia puede ser llamada contra-violencia: la utilización intencionada de violencia selectiva contra aquellos que gobiernan por la fuerza y nunca ceden su poder voluntariamente. La fuerza de choque aplicada por los guerreros en el Grupo es moral, mental, psicológica, material y mágica—incluyendo la medida de la fuerza letal, la muerte debida a un hechizo mortal.

Un grito por el cambio suena por todo el mundo hoy en día. Pero la humanidad no es libre para cambiar. La libertad para cambiar tiene primero que ser ganada por un contra-ataque frontal sobre el Sistema y sus operativos. El KWP ve la solución para una vida mejor sobre la Tierra surgiendo a través de muchas formas de activismo no-violento y disidencia, si, pero se mantiene a si mismo en la única misión de la contra-violencia. La aplicación de fuerza violenta contra aquellos que utilizan la violencia para dañar la vida y perpetrar la maldad social es la llamada heroica de nuestro tiempo.

En las pasadas eras, las culturas produjeron una clase guerrera: los Samurai en el Japón, los monjes Shaolin de la China, los cultos de Águilas y Jaguares de los Aztecas, los Shamanes leones Zulúes de África, los Maories de Australia y Nueva Zelanda, los grupos guerreros de las varias tribus de Nativos Americanos, los antiguos Kshatriya de los tiempos Védicos y más tarde los Sikhs de la India, los Espartanos de la antigua Grecia, los berserkers de Alemania. Finalmente, existieron los Caballeros Artúricos en Europa. Vestigios de algunas de esas tradiciones sobreviven hoy en día.

El KWP emerge como una resurgencia y remodelado de la tradición Artúrica Euro-céntrica, implementada ahora a escala planetaria. Porqué y como es el ideal guerrero Artúrico el que ahora retorna, cambiada su forma en el KWP, llega a quedar claro mientras los guerreros se reúnen, reconocen entre ellos y emprenden sus misiones.

Sobrenatural

El KWP reconoce que la maldad es una construcción social que aparece debido al error humano, envidia y engaño. La maldad no es una fuerza cósmica, sino puramente un asunto local humano. Superar la maldad en el orden social es la responsabilidad de aquellos que se atreven a actuar en conciencia, sin esperar que otros lo hagan por ellos. La falta de conciencia pone a la sociedad en el camino de la corrupción y la auto-destrucción. Esta visión existencial de la responsabilidad mantenida por una persona a la vez es integral a los principios y operaciones del Grupo.

Actúa como si toda la humanidad tuviera sus ojos sobre ti y estuvieran guiándose ellos mismos por lo que tú haces.

Jean-Paul Sartre

Sin embargo, los guerreros Kalika también reconocen lo sobrenatural, un factor extra-humano en juego en la batalla mundial ahora en marcha. De algún modo una fuerza alienígena se entromete en la mente humana e interviene en los asuntos humanos, tomando ventaje de la maldad realizada por humanos y empeorada más allá de la escala de la corrección. Esta intrusión llega desde el factor Arconte descrito en los escritos Gnósticos encontrados en 1945 en Egipto. Los guerreros Kalika prestan atención los puntos de vista incomparables de los Gnósticos, shamanes intelectuales de los Misterios Paganos y haciéndolo así, no requieren otras, o diferentes explicaciones para el problema alienígena.

Ni Satán, ni Lucifer. Esas entidades son ficciones psicóticas del lavado de cerebro religioso. La fuente de la maldad sobre la Tierra es puramente humana, pero la maldad que ejercen los humanos ofrece un portal para los depredadores extra-planetarios, los Arcontes. Los humanos crean sus propios demonios así que realmente no necesitan interferencias desde otros mundos, pero debido a una anomalía cósmica, los Arcontes son suficientemente reales. La batalla por la mente humana estalla contra ambos Los Arcontes y los ficticios auto-generados demonios tales como Lucifer y Satán. Contemplar la diferencia es crítico para las estrategias Kalika.

En la confusión del humo-y-espejos de la batalla hoy en día, mucha gente ha llegado a creer que los enemigos de la vida utilizan la magia para sus viles propósitos. Pero si esa magia dañina realmente existe–Cabalística, Satánica, la que sea—¿dónde está la contra-magia? El KWP actúa con especial confianza, preparado para derrotar a los enemigos sobrenaturales, reales o imaginarios, alineándose con el verdadero Sobrenatural, el Nagual, el Otro Mundo. Los guerreros Kalika combaten la presunta magia de aquellos que realizan la maldad social con una contra-magia superior. Llaman su fuente secreta de poder, “el impulso de la Tierra”.

El papel de lo Sobrenatural para derrotar la maldad social y eliminar los enemigos de la vida, es absolutamente fundamental para la misión del Grupo de Guerra Kalika. Las leyendas Artúricas cuentan una manifestación primordial de lo Sobrenatural: el Grial. Los Caballeros que emprendieron la búsqueda mística para conseguir el Grial fueron además guerreros que protegían su Misterio. El tema del guerrero místico define el camino visionario de todos los miembros del Grupo. Otras tradiciones marciales son bienvenidas a unirse, ofreciendo su sabiduría y estrategias a la línea de batalla.

El KWP protege el Grial y su Compañía, testigos del esplendor luminoso de la diosa de la sabiduría, Sophia. Los Kalikas son valientes guerreros de muchas tierras y lenguajes, sustentados y guiados por los poderes genuinos de lo Sobrenatural. Con la intención del amor, la guerra y la magia—el triple Voto Kalika—ellos conducen la especie humana desde el problema a la solución.

Narrativa

La Diosa de la Sabiduría soñó a la humanidad fuera de la plenitud cósmica, el Pleroma y cayó desde el centro cósmico, convirtiéndose ella misma en el verdadero mundo donde nosotros podríamos llegar a ser lo que ella imagina. El futuro humano óptimo es soñar a Sophia.

Not in His Image (2006), Cap. 10, “Escenario de la Diosa Caída”

Mientras escribía estas palabras, en Noviembre del 2014, la lucha para rescatar la humanidad de la depredación por su propia especie alcanza una etapa crítica. Mientras la crisis se profundiza, más y más gente está convencida de que el desenlace de la batalla en marcha depende en gran parte de la batalla por la narrativa. Los humanos son animales narradores. Significando, motivo, propósito, dirección, compromiso—estos y otros factores morales cruciales para la existencia humana dependen de una trama, un guión, el poder de la narrativa es supremo y con todo-incluido.

Seguro, ¿pero cual narrativa debería de ser, exactamente? Con esta pregunta, una verdad más terrible aparece a la luz: ninguna narrativa, verdadera o falsa, puede dirigir a los humanos a un comportamiento extremo en contradicción de los hechos y funcionar contra su propia seguridad y cordura. La narrativa insana conduce a la gente a la locura. Un análisis de la historia a lo largo de las líneas Gnósticas revela la influencia en el montaje de una narrativa demencial en la historia durante los últimos 4000 años: el escenario mesiánico de la raza superior. Los guerreros en el KWP se centran constantemente en el origen de ese escenario y siguen su extrapolación hacia los eventos de hoy en día. La maldad social sería imposible sin el argumento que la haga coherente, legitime y le de fuerza duradera. Derrotar la narrativa demente del salvacionismo y su trama paralela, la teocracia, es la primera victoria en el camino para restaurar la cordura en el redil humano.

Para que prevalezca cualquier mentira, la opción de conocer la verdad que se posiciona contra ella debe ser suprimida. Otra vez la visión de conjunto Gnóstica de la historia revela un factor alarmante: De todas las narrativas que significarían explicar el origen y el propósito de la vida en la Tierra, una se posiciona en solitario como el objetivo de una incomparable e implacable supresión, destrucción y negación, extendiéndose durante muchas centurias. Ha sido sometida más violencia y engaño para mantener apartado ese argumento de la humanidad que la que se aplica a otros sistemas de creencias o doctrinas, religiosas o científicas. Independientemente de lo que uno sepa o no sepa sobre la narrativa suprimida, el esfuerzo masivo que ha sido ejercido para destruirla es un verdadero y gran hecho que todos en el mundo deberían conocer.

La historia de la visión Sofiánica de los Misterios Paganos es la verdad sobre el origen y propósito humano que puede anteponerse a cualquier narrativa demente y disipar las mentiras cómplices de estas. Solo la historia de la Tierra viviente tiene sentido para la vida en la Tierra. Hasta ahora, esa historia ha sido excluida asumiendo que el planeta material es inerte, meramente una etapa para la actividad humana, en vez de un campo interactivo donde el potencial humano puede emerger y prosperar, desarrollado hasta el nivel de la genialidad. Con la restauración del mito sagrado de la Diosa de la Sabiduría, la especie humana puede al menos alcanzar su verdadero destino: disfrutar de un pacto de poder-compartido con el poder de la misma Tierra. El shamanismo Teléstico de los Misterios es el único y fiable camino hacia ese destino. Aquellos que entran en el Grupo de Guerra Kalika combinan los papeles de guerrero y shaman. Esa es la mezcla invencible que ahora será demostrada por las bandas de la diosa de choque Kali.

La biografía de la Madre Animal Planetaria es una narrativa como ninguna otra, realmente la historia para guiar la especie. Los guerreros Kalika aman y reverencian esa historia y luchan por la libertad de enseñarla. De esa manera ellos conocen que la batalla por la narrativa puede ser ganada y será ganada, un individuo a la vez: soñando vuestra vida en sinergia con el sueño de Sophia de vosotros. Promulgad este doble sueño en el mundo social, enfocado claramente en vuestra misión y ubicación en las bandas del Grupo y vosotros creareis la solución a escala planetaria.

La narrativa sagrada nos enseña que el sueño de Sophia es fractal: la vida humana está diseñada de tal manera que el experimento divino sobre este planeta puede convertir una vida a la vez. En la escala planetaria, vosotros no podéis tener meramente una parte de la solución. La verdad sobre el experimento terrestre no es un rompecabezas, es un holograma. No podéis tener parte en la solución de lo que está mal en este planeta: Solo podéis tener la solución completa y conocer vuestro papel en ella.

La narrativa de la Madre Animal Planetaria es un derecho sagrado de nacimiento de la humanidad. Ese magnífico mito en solitario revela la solución completa y vosotros podéis hallar vuestra parte en ella mediante la toma de una posición en las filas y bandas del Grupo de Guerra Kalika.

El acto supremo de la guerra es amor fati: amar a donde te llevará el destino cuando tomes esa posición.

Amor fati es el lema del Grupo de Guerra Kalika.

Tú miras hacia arriba cuando deseas ser enaltecido. Y yo miro hacia abajo, porque estoy enaltecido. ¿Quién entre vosotros puede al mismo tiempo reír y ser aclamado? El que escala las montañas más altas y se ríe de todas las tragedias, reales o imaginarias.

Imperturbables, desdeñosos, escandalosos—así es como la sabiduría quiere que seamos: ella es una mujer que nunca ama a nadie salvo a un guerrero.

Nietzsche, Así hablo Zarathustra (1885), Parte I, Cap. 7, “Sobre Lectura y Escritura”
 Clic aqui para el web del Kalika War Party en Español